Fue suficiente…


Hola mi pinguinita preciosa, a tus 15 años se que estarás ya avanzada en este tema, sin embargo no quiero dejar pasar comentarte sobre esto pues es un tema super importante, te cuento que por muchos años cuando viví en -La Burbuja Religiosa- aprendí conductas que quizá no son las más bíblicas, enfocando mi tiempo en “sacar demonios”, hacer declaraciones en contra del enemigo y hasta llegué a creer que mis tribulaciones/problemas eran causadas por del diablo debido que algo estaba mal en mí  -andaba en pecado- o que estaba “atado” a algún tipo de fuerza diabólica y recuerdo muchas veces que “cortaba cadenas generacionales” pues supuestamente yo arrastraba todas las cadenas familiares y tenía que “cortar con eso”. Sonará chistoso o aterrador para algunos pero fue así como me enseñaron en la iglesia desde niño y crecí con esa “realidad” donde el diablo era el arquitecto de todo lo “malo” que me pasaba.

Jamás de los jamases escuché o me enseñaron que Dios podría ser quien estaba detrás de mi sufrimiento o simplemente El quería enseñarme algo en mi vida y que por eso permitía en Su Santa Voluntad que alguna prueba financiera, física, emocional u otra viniera a mi vida… Nunca cuestioné ese tipo de cosas, pero gracias a Dios hoy me doy cuenta que el sacrificio de Cristo fue suficiente y que el enemigo fue derrotado en la cruz y por ende a partir de que Cristo vino a mi vida todo cambió, el enemigo quedó derrotado, vino Espíritu Santo entró a morar y a partir de ese momento soy nueva criatura.

Entonces mi nena, estoy diciendo que ¿Es Dios quien me envía las tribulaciones? ¿Es Dios quien planeó que esté en una crisis financiera? ¿Es Dios quien permitió mi enfermedad? Sí, por supuesto que mi respuesta hoy a esas preguntas es sí y un si tildado…. Obviamente que esta respuesta aplica únicamente para sus hijos salvos, quienes han sido escogidos y predestinados, pues a quienes no lo son definitivamente que es el enemigo quien los gobierna y controla. Ver Romanos 1: 18-32.  Encontré un par de casos (Job y Pedro) donde Dios le permite al enemigo tocarlos, pero según logré entender son casos aislados y claro que El es Dios y puede hacer lo que le plazca.

La gran lección aprendida y que espero que aprendas también: Es que debemos estar felices, orgullosos y satisfechos en medio de la prueba pues es Dios es quien está detrás enseñándonos y acercándonos a El… “Pues el SEÑOR disciplina a los que ama y castiga a todo el que recibe como hijo». Al soportar esta disciplina divina, recuerden que Dios los trata como a sus propios hijos. ¿Acaso alguien oyó hablar de un hijo que nunca fue disciplinado por su padre? Si Dios no los disciplina a ustedes como lo hace con todos sus hijos, quiere decir que ustedes no son verdaderamente sus hijos, sino ilegítimos.” Hebreos‬ ‭12:6-8

Entonces algunas otras preguntas que me hice y traté de buscar base bíblica para esto pero no fue posible encontrarla:

¿Debe un cristiano orar y sacar demonios a otro cristiano? No. ¿Puede un cristiano tener maldiciones generacionales? No ¿Debe un cristiano orar diciéndole o exigiéndole al enemigo que se lleve una enfermedad o crisis? No … La cruz fue suficiente

Por alguna razón en -La Burbuja- donde aprendí esta locura de enfoque en el enemigo, los demonios, las maldiciones, los principados, las potestades… se olvidaron de enseñarme que mi enfoque era Cristo, Su Gloria, Su creación, Su sacrificio, Su gracia, Su amor.. El tiene el control de mis situaciones diarias, voy a sufrir crisis financieras, enfermedades, muerte de seres queridos, despidos de trabajos, desamores, accidentes, pérdidas materiales pero en todo debo estar feliz y entender que El tiene el control, mi viaje aquí en la tierra es pasajero y es sufrido pero mi esperanza está en el cielo, viviendo una eternidad con El, mi amado, mi todo.

“Sin embargo, ahora me alegro, no porque se hayan entristecido, sino porque su tristeza los llevó al arrepentimiento. Ustedes se entristecieron tal como Dios lo quiere, de modo que nosotros de ninguna manera los hemos perjudicado. La tristeza que proviene de Dios produce el arrepentimiento que lleva a la salvación, de la cual no hay que arrepentirse, mientras que la tristeza del mundo produce la muerte. Fíjense lo que ha producido en ustedes esta tristeza que proviene de Dios: ¡qué empeño, qué afán por disculparse, qué indignación, qué temor, qué anhelo, qué preocupación, qué disposición para ver que se haga justicia! En todo han demostrado su inocencia en este asunto. Así que, a pesar de que les escribí, no fue por causa del ofensor ni del ofendido, sino más bien para que delante de Dios se dieran cuenta por ustedes mismos de cuánto interés tienen en nosotros. Todo esto nos reanima. Además del consuelo que hemos recibido, nos alegró muchísimo el ver lo feliz que estaba Tito debido a que todos ustedes fortalecieron su espíritu.” 2 Corintios‬ ‭7:9-13

Estando en medio de una crisis es muy fácil preocuparse, desesperarse y querer salir corriendo pero hay pasajes como este que cito a continuación que Dios trae a mi corazón y me llenan de felicidad y paz, recordándome que El lo planeó, El lo controla y El traerá la salida:

“Luego, dirigiéndose a sus discípulos, dijo: «Por eso les digo que no se preocupen por la vida diaria, si tendrán suficiente alimento para comer o suficiente ropa para vestirse. Pues la vida es más que la comida, y el cuerpo es más que la ropa. Miren los cuervos. No plantan ni cosechan ni guardan comida en graneros, porque Dios los alimenta. ¡Y ustedes son para él mucho más valiosos que cualquier pájaro! ¿Acaso con todas sus preocupaciones pueden añadir un solo momento a su vida? Y, si por mucho preocuparse no se logra algo tan pequeño como eso, ¿de qué sirve preocuparse por cosas más grandes? »Miren cómo crecen los lirios. No trabajan ni cosen su ropa; sin embargo, ni Salomón con toda su gloria se vistió tan hermoso como ellos. Y, si Dios cuida de manera tan maravillosa a las flores que hoy están y mañana se echan al fuego, tengan por seguro que cuidará de ustedes. ¿Por qué tienen tan poca fe? »No se inquieten por lo que van a comer o lo que van a beber. No se preocupen por esas cosas. Esas cosas dominan el pensamiento de los incrédulos en todo el mundo, pero su Padre ya conoce sus necesidades. Busquen el reino de Dios por encima de todo lo demás, y él les dará todo lo que necesiten. »Así que no se preocupe, pequeño rebaño. Pues al Padre le da mucha felicidad entregarles el reino. »Vendan sus posesiones y den a los que pasan necesidad. ¡Eso almacenará tesoros para ustedes en el cielo! Y las bolsas celestiales nunca se ponen viejas ni se agujerean. El tesoro de ustedes estará seguro; ningún ladrón podrá robarlo y ninguna polilla, destruirlo. Donde esté su tesoro, allí estarán también los deseos de su corazón.” ‭‭Lucas‬ ‭12:22-34

Te amo Cami y espero profundicés en este tema (;

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s